jueves, 30 de diciembre de 2010

Jroña que jroña, carpe diem o como aburrir a las ovejas con tus propósitos de año nuevo


Como este día está lleno de tópicos, no voy a decir nada original, ni lo voy a intentar.

Bueno, he de confesar que, en mi nuevo año, aspiro a convertirme en una cultísima y perspicaz muchacha, con un epatante discurso cuajado de locuciones latinas como la Vía Láctea lo está de estrellas.

Y ya.

Gracias a los lectores y curiosos cuyas visitas me dejan huellas desde unos cuantos rincones de este nuestro planeta.
Gracias, visitante misterioso de las canciones.

Y gracias, Soundcloud, porque últimamente no hay una sola canción que me dejes colgar sin ponerme algún simpático obstaculito, ya sea por problemas de url, derechos de autor o simplemente porque no te sale de las santísimas narices reproducir la canción que te he ordenado. Este 2011, comenzaré a pensar en sustituirte.

No obstante, demuestro con esto que me gusta más pensar en mañana que en ayer.

Feliz año, sí.



1 comentario:

parce dijo...

Uno de mis blogs de referencia... y hacía tiempo que no me pasaba pq creía que había cerrado.