viernes, 25 de enero de 2013

Esta nostalgia descongelará algún futuro


He soñado con una casa con enormes ventanales que daban al mar. Con un sol blanco y cegador. Con una playa de agua turquesa, repleta de gente feliz y bronceada. Todos se apiñaban sentados sobre rocas, charlando y riendo. Las olas batían fuerte, pero nadie tenía miedo, no hacía daño. Yo me lanzaba al agua, no estaba fría, no dolía. El pelo se me mojaba al sumergirme y lo sentía culebrear a mi alrededor. Escuchaba conversaciones, otras palabras, otros acentos. Todo era cálido y dulce, todo era suave y blando como el algodón.
Estaba allí, había llegado, pero no estabas. Te estaba esperando.





No pasa nada, porque suelo soñar mucho con el mar, así que puede que no signifique nada especial, salvo que por la fuerza tenga que ignorar ese extraño sentimiento de melancolía que queda tras un sueño feliz. No pasa nada porque cada día hago mi vida, salgo a la calle, sigo comprando en el mercado y bromeando con el frutero, sigo tomando el metro y moviéndome veloz por las escaleras, serpenteando por los andenes para ganar tiempo y no llegar apurada. Sigo moviéndome cada día en esta ciudad como el ratón urbanita que soy, tratando de abstraerme, de no pensar. Me maquillo por las mañanas intentando no verme tan pálida, los pantalones se me van quedando holgados día tras día, intoxico mis pulmones voluntariamente cuando salgo al balcón a respirar hondo. Me pierdo en la noche para olvidarme de que a veces, aunque me río, aunque pongo buena cara, aunque me marco unos bailes increíbles en todas las pistas y monto unos espectáculos tremendos en todas las plazas, la vida sencillamente, se me hace muy cuesta arriba.






Huida nº1. 2013



Sé  que esto no es un final, aunque me empeñe en verlo como tal. Sé que esto es un cambio, un comienzo, una crisis, un desierto, una oportunidad, una pérdida de tiempo.
Sé que te quiero y que me esperan más aeropuertos.
Sé que esta nostalgia descongelará algún futuro.



2 comentarios:

judith dijo...

El dia en que encontré al hombre quien comparte mi vida desde ahora 20 anos, y con quien tengo una familia, una semana antes habia escrito algo parecido a mi ex. :)
Espero lo mismo para ti, pero creo de verdad que la vida suele proceder de tal manera.

Lucía inthesky dijo...

Es cierto que la vida a veces se comporta así. Sólo me estoy dando tiempo para la melancolía, hasta que llegue el próximo paso ese estando en el que ya no duela.

Vraiment, j'espère trouver bientôt une autre fleur...je suis sûre, la trouverai.